Agencias

El candidato demócrata a la Casa Blanca Joe Biden se convirtió este sábado en el presidente electo de Estados Unidos después de haber conquistado el estado clave de Pensilvania, indicaron las proyecciones de las cadenas CNN, CBS y NBC

Empiezan las celebraciones en Filadelfia, después de arrancar el día al ralentí. Los 20 votos electorales de Pensilvana fueron al final la clave, informa Carlos Fresneda. En Washington están sonando las bocinas de los coches. La gente está aplaudiendo y gritando en la calle.

En la capital de EEUU, Biden sacó aproximadamente el 92% del voto (una proporción similar a la de Hillary Clinton en 2016) y Trump es cualquier cosa menos popular. Trump se convierte así en el primer presidente de Estados Unidos que no consigue la reelección en 28 años, desde que George Bush 'padre' fue derrotado por Bill Clinton.

Con el 97% de los votos escrutados, Biden sigue ganando en el estado de Arizona, aunque Trump ha reducido distancias, con 20.573 votos a su favor, el 49,5% del voto frente al 48,9% de Donald Trump, informa Reuters. Arizona tiene 11 votos electorales.

EL presidente Donald Trump ha ido este sábado a su club de golf en Virginia, en la que es su primera salida desde el día que se celebraron las elecciones, informa France Presse.

Lidiar con el irascible Donald Trump es para las redes sociales una batalla sin solución clara, en la borrosa frontera entre el combate a la desinformación y el respeto a la libertad de expresión. Y el problema no se acabará el día que deje de ser presidente de Estados Unidos.

Cuando deje la Casa Blanca, el millonario republicano volverá a ser un ciudadano común a ojos de la justicia estadounidense, y un usuario como cualquier otro de Twitter, su canal de comunicación favorito.

Actualmente se beneficia de la excepción que otorga Twitter a los líderes políticos. "Nuestro enfoque hacia los dirigentes mundiales, candidatos y funcionarios públicos se basa en el principio de que las personas deben poder elegir ver lo que dicen sus líderes, con un contexto claro", dijo un portavoz del grupo con sede en San Francisco.

Esta excepción solo se aplica a los "líderes y candidatos en ejercicio, no a los ciudadanos una vez que ya no ocupen estos cargos", agregó Twitter. La empresa recordó que los políticos no quedan exentos de las regulaciones de las redes sociales en caso de apología al terrorismo o pedofilia, entre otros, informa Afp.